Cómo sobrevivir a conversaciones incómodas

nuestro blog

Cómo sobrevivir a conversaciones incómodas

Durante la planeación de la boda
,
en Organización, Tip de expertos
,
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Durante la planeación de la boda, pueden surgir problemas, malentendidos o conversaciones incómodas por diversas cosas. Por ejemplo, la planeación, los servicios que se contratan, lo que tú quieres, lo que el novio quiere y lo que ambas familias desean. Estos problemas siempre surgen en las planeaciones de boda. 

Pero para que te salgas súper bien librada de las charlas incómodas, derivadas de los preparativos; te presentamos las situaciones y lo que puedes hacer para que nadie tome decisiones que son solo tuyas.

 

Caso #1: Yo les coopero con…

Muchos amigos y familiares querrán cooperarles con servicios, en especial si ellos tienen un negocio dedicado a este. Por supuesto que aceptarlo depende totalmente de ustedes. Pero, si no te agrada cómo ofrecen sus servicios o simplemente quieres pagar para tener el derecho de exigir las cosas como a ti te gustan, lo mejor es hacerle frente.

 

Afróntalo

Las frases “te agradecemos mucho, pero ya teníamos contratado ese servicio” o “gracias, pero preferiríamos pagar por tu trabajo” son excelentes para ese incómodo momento en el que te ofrezcan un servicio que no quieres tener. Claro que se agradecen las intenciones, pero muchas veces, las cosas no salen como lo planeas. Todo porque tus proveedores no son los adecuados.

 

Caso #2: Yo creo que eso no está bien

Todas las opiniones son bienvenidas, después de todo es la primera boda que organizas y, ¡es la tuya! Necesitarás ayuda y tu suegra y mami estarán siempre dispuestas a ayudarte. Pero una cosa es lo que ellas hubieran querido en sus bodas y otra, lo que tu quieres. Por ejemplo: tú quieres flores rojas y escuchas comentarios como –yo creo que no está bien, deberían ser todas blancas- es momento de marcar una diferencia.

 

Afróntalo

Procura ser cortés, pero firme. Lo que tú quieres en tu boda es lo que vas a tener. Así que responde “le agradezco la observación, pero siempre he querido tener flores rojas y las voy a incluir” o “si lo había pensado, pero esta opción me gusta más y es la que voy a contratar”. Si a ti te gusta, no renuncies a tomar tus decisiones por complacer a alguien más.

 

Caso #3: Donaciones de dinero

Si algunas personas cercanas a ustedes les quieren donar dinero para la boda ¡son bienvenidos! Eso sí, procura que quede claro que van a ocupar su regalo en algo que ustedes necesiten. Porque, puede ocurrir que te pregunten – ¿en qué gastaste el dinero que te regalamos? – o comentarios del tipo –me hubiera gustado que lo gastarán en…

 

Afróntalo

La ayuda siempre es bienvenida. Sin embargo, platica con tu pareja y dejen en claro que el dinero estará destinado a los gastos de la boda que ustedes necesiten. Si es una persona muy necia que quiere imponer su voluntad; siempre pueden decirle “nos sentimos muy agradecidos por su regalo, pero no podemos aceptarlo”. Es lo más sano y les evitará dolores de cabeza.

 

Caso #4: Invitados de papá y mamá o de tus suegros

Esto siempre, SIEMPRE pasa en las bodas. Tus padres o tus suegros querrán invitar a sus amigos a tu boda, que en la mayoría de casos tú ni siquiera conoces. Si no deseas que tu boda comience a llenarse de extraños, tendrás que ser firme al respecto. Puede que tus papas o tus suegros se sientan “en deuda” porque esos amigos los invitaron a la boda de sus hijos. Pero siendo honestos, es bastante incómodo encontrarte con desconocidos en tu boda. Sobre todo porque es un día para disfrutar de las personas realmente cercanas a ti.

 

Afróntalo

Siempre en pareja, hagan un frente unido y platiquen con los padres de ambos. Déjenles en claro que su boda es para disfrutar de la familia y los amigos realmente cercanos. Frases como “deseamos un ambiente íntimo y con personas muy cercanas” o “deseamos que nuestros invitados sean únicamente aquellas personas a las que nos une una amistad cercana”. No es que quieras restarle importancia a tus padres y suegros, pero tienen que entender que esta es SU BODA. Por ello, ustedes tienen el poder de veto TOTAL en la lista de invitados.

 

Caso #5: Todos quieren ser Padrinos

Esta platica es de las más incomodas, sobre todo, porque muchas personas querrán ayudarte en tu boda. Sin embargo, solo aquellas en las que más confíen pueden tener un papel importante. No todas tus amigas pueden ser damas de honor y no todos los amigos del novio pueden ser padrinos. No cometan el error de repartir todo: los anillos, las arras, la biblia, la zapatilla y todo para que alcance entre las personas que se ofrecen.

 

Afróntalo

Opten por darles pequeños papeles: Alguien puede hacer las lecturas de misa, ayudarte a acomodar a los invitados, verificar los tiempos, etc. Ayúdense con frases como “Gracias, pero ya teníamos pensado que nos apoyaras con —– ya que es muy importante para nosotros”.

 

Practica la cortesía con nuestras sugerencias, te aseguramos que saldrás bien librada de cualquier platica incómoda que se te presente por la planeación de la boda.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Dejar una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados*

X